Ni Sangre ni Arena


Ni Sangre ni Arena (1941)

Cantinflas se las arregla para colarse dentro del ruedo donde un famoso torero está en plena faena. Se sienta cerca de la novia del torero y se hace pasar por él. Finalmente, es llamado para torear al animal más feroz del pueblo. Un torero con los pantalones abajo de la cadera... ¡nada con más estilo!

© 2018 Sony Pictures Home Entertainment de México S.A. de C.V. Todos los Derechos Reservados.